jueves, 11 de octubre de 2012

Tardes de Tormenta


   Una de las cosas que se experimenta con más intensidad cuando vives en el campo, son las tormentas.
   El hombre, frente a los fenómenos de la Naturaleza. Lo mejor, es dejarse llevar, contemplar el espectáculo. La nubes, la luz, la oscuridad, el viento, la lluvia, el olor a tierra mojada, el rugir...
   Los pájaros callan, pero puedes observar, que después que pasa, ellos vuelven a cantar, todo cambia...

   La tormenta, también pasa por nosotros en ocasiones. Al igual que en la naturaleza, es capaz de remover nuestras más recónditas emociones. Pero cuando acaba, llega la calma y los pájaros son capaces de cantar en nuestro interior. Al final, el sol luce con más intensidad.

   "Los pájaros saben que no hay invierno que dure cien años y que, al pasar la tormenta, la primera semilla que brota es el sol".


"Cuando hay una tormenta los pajaritos se esconden, pero las águilas vuelan más alto".
                             Mohandas Gandhi