sábado, 25 de septiembre de 2010

Bayas de Goji


   Hace unos días estaba podando algunas plantas aromáticas de las espirales de mi jardín cuando descubrí un gran hallazgo, una de las plantitas de Goji que puse esta primavera tenía unos diminutos frutos algunos aún verdes y otros han tornado a rojo como podeis ver en la fotografía.
   Las bayas de Goji se han hecho muy populares en España, posiblemente habreis oido hablar de ellas e incluso las habeis probado. Comenzó vendiendose en herbolarios hace un tiempo por sus múltiples propiedades y ha acabado vendiendose en supermercados, fruterias, etc. Mucho se ha hablado de ellas desde entonces y hay distintas versiones. A veces, la información que nos llega es amplia y confusa a la vez.
   Hay dos tipos de cultivos de Goji que se comercializan en Europa y América, uno procedente de China (variedad Lycium chinense) y otro procedente del Himalaya (variedad Lycium barbarum).
   El Licio común o Licio de Barbaria (Goji del Himalaya) es una planta que se extiende por numerosas regiones del planeta. De la familia de las solanáceas el género Lycium reagrupa decenas de especies.


   Son arbustos que pueden alcanzar hasta los 5 metros de altura, con hojas caducas, con flores color violeta en la corola y su fruto es una baya roja pequeña. 
   La medicina tradicional tibetana, china y ayurveda, utiliza bayas y raíces desde hace miles de años y le otorgan a esta planta resultados maravillosos en el hígado, en el sistema cardiovascular y nervioso, en la regulación de la visión, del humor así como en la longevidad y la vitalidad.
Los descubrimientos recientes y los análisis que ponen en evidencia la riqueza excepcional en antioxidantes, vitaminas, carotenoides, oligo-elementos, elementos polisacáridos immunoestimulantes, parecen confirmar el interés del género Lycium en fitoterapia, particularmente con el Lycium barbarum y chinense.
   Las bayas de Goji son frutos con una apariencia similar a las grosellas, de color rojo intenso y de sabor dulzón que recuerda un arándano seco o una uva pasa.

   Cultivo casero de las bayas de Goji: Este año estoy experimentando con su cultivo. Las compré en macetas esta primavera y las planté directamente en la tierra. Algunos consejos para su cultivo: A la hora de decidir dónde las vamos a plantar debemos tener en cuenta su mejor emplazamiento ya que necesitan mucho sol. Soportan bien las bajas temperaturas. Necesitan 8 horas de luz del sol para desarrollarse plenamente. Es importante usar tierras libres de sustancias químicas, contaminantes y polvo. La mejor época para plantarlas es después de la última helada del año y a no más de medio centímetro de profundidad. Las plantas deben tener un buen drenaje y mucha materia orgánica. Se recomienda no utilizar fertilizantes químicos. En cuanto al riego no se debe saturar la tierra de agua. Debemos regar sin mojar las hojas a ser posible. Este es el primer invierno que pasan en Cerro Caña, seguiré con el experimento para ver como se sigue adaptando.
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada